III SERIE DEL ENCUENTRO NACIONAL DE COOPERADORES

Posteriormente hubo imposición de dos túnicas de Cooperadores a dos señoras de Chiquinquirá, 6 bandas rojo y blanca para gente de Bogotá que han acabado el curso de un año con los Caballeros, 3 bandas de niños de la Parroquia del Inmaculado Corazón de María del sur de Bogotá y varias pañoletas anaranjadas para un grupo de personas de Chiquinquirá y La Mesa, que se consagraron a Nuestra Señora. El P. Carlos Tejedor las bendijo y fue imponiendo a cada uno.

 

Después hubo una reunión de relatos sobre la evangelización en varias ciudades. Los de Ibagué comentaron que tenían 140 oratorios circulando, con 4200 familias que reciben a Nuestra Señora, una vez al mes y cómo ese apostolado ha unido las familias y ayudado a la convivencia eclesial. Los de Chiquinquirá narraron cómo han crecido mucho, ya tienen 10 personas terciarias con capa y muchos con pañoletas, y con todos ellos han ido varias veces a la cárcel a atender a nuestros hermanos los presos, a los ancianatos. Hacen mensualmente la práctica de los primeros sábados y durante la Semana Santa, los Padres Domínicos les entregaron, para que los Cooperadores Heraldos se hagan cargo, de un paso que estaba descontinuado, la carroza del Apóstol Santiago, y salieron con el anda ornamentada y rodeada de cooperadores.

 

Los de la Parroquia de la Inmaculada Corazón de María, del barrio Claret de Bogotá narraron cómo los oratorios están circulando en el barrio y que había una gruta tomada por gente viciosa y que consiguieron sacar a esa gente, pintaron la gruta, restauraron la imagen de  la Virgen y ahora hay rosario todo los viernes, con gente de los alrededores. Y cuando hay alguna fiesta mariana, el Párroco P. Manuel Mora siempre les encarga a los Cooperadores Heraldos para que organicen. También hablaron los representantes de La Mesa y al final los de Barranca contaron que hay como 28 oratorios circulando, pero hay uno en especial que circula en un hospital importante, por todas las salas, incluso en cuidados intensivos.

Bien se pudo palpar cómo es una evangelización permanente y atiende a los deseos del Papa Francisco, de salir a las calles a conquistar la opinión católica.

 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *